Skip to Main content

Síndrome del Bebé Sacudido

El síndrome del niño maltratado, también conocido como síndrome del bebé sacudido (por sus siglas en inglés, SBS), es el resultado de un traumatismo cerebral y la cabeza. El SBS ocurre cuando un bebé:

  • Dolor de cabeza
  • Sensibilidad al ruido o la luz
  • Náusea
  • Problemas de equilibrio
  • Visión borrosa
  • Dificultad para concentrarse

El SBS es la principal causa de muerte por maltrato físico infantil en los Estados Unidos. El SBS ocurre con mayor frecuencia en bebés de entre 3 y 8 meses de edad. El riesgo de ser sacudidos es mayor para los bebés hasta los 4 meses de edad. El SBS puede ocurrir en niños de hasta cinco años de edad.

Los músculos del cuello de un bebé no pueden soportar las sacudidas o golpes en la cabeza. Esto puede causar inflamación, hematomas y sangrado dentro del cerebro del bebé. El resultado es el SBS.

Los padres o cuidadores de un bebé pueden llegar a sacudir o golpear a un bebé porque se sienten frustrados o están agotados. Es posible que no sepan qué hacer cuando un bebé no para de llorar. Quizás no sepan cómo consolar a un bebé o no entiendan sobre el desarrollo infantil. A lo mejor aprendieron ese comportamiento de otra persona.

El SBS puede afectar a los niños de muchas maneras. Es posible que los bebés con SBS sean irritables o que no puedan comer mucho. Algunos de ellos no pararán de llorar. El SBS también puede causar demoras en el aprendizaje, ceguera, problemas auditivos o la muerte.

Otros síntomas del SBS pueden incluir:

  • Pérdida del conocimiento
  • Dificultad para pronunciar las palabras al hablar
  • Convulsiones
  • Confusión
  • Vómitos frecuentes

Los padres o cuidadores que no sepan qué hacer con un bebé molesto o alterado pueden llamar a algún amigo o pariente para pedir ayuda o simplemente para desahogarse.

Los padres o cuidadores también pueden llamar a:
La línea directa bebé que llora (Crying Baby Hotline) al 1-866-243-2229
La línea de ayuda para lesiones cerebrales (Brain Injury Helpline) al 1-866-412-4755

Para hablar con alguien sobre el abuso doméstico, llame a la línea directa nacional para violencia doméstica (National Domestic Violence Hotline)
1-800-799-7233 (SAFE)
1-800-787-3224 (TTY para sordos)
O visite: nacional para violencia doméstica